Ingreso de Sol en Leo- Finalizar para comenzar – entre eclipses- 22 al 26 de Julio 2018

La estructura del cuentos nos da acceso a lo inaccesible de la trama trágica de la vida. Es así que cuando analizamos el contenido de los cuentos y de las fábulas comprendemos que los temas que tratan son los temas básicos de la humanidad y el sentido de la existencia: El amor y la muerte, con sus derivados: la soledad, el miedo, las disputas, la codicia, etc, etc. La vida es esa doble cara en que el amor y la muerte se dan la mano, para que al fin en un elegante equilibrio andar el camino. De esto se tratan los Eclipses Leo-Acuario. Leo es el signo de la creación, de manifestación del amor como vida creativa y de amor. Es la arrogancia de saber que el impulso de eros (vida) le tuerce la mano a tánatos (muerte), estando dispuesto a pagar el precio por ello.  Para comprender la importancia del Eclipse del 27 sería más sencillo explicarlo a través de la estructura de los cuentos, porque su naturaleza es de tal contundencia que nos ubica ante la irremediable trascendencia de nuestras propias fijezas. Esta energía ya comenzó a manifestarse desde la Luna Nueva en Géminis del 13 de Junio y quizás un poco antes ya comenzaron a sentirla los signos fijos (Acuario-Leo-Escorpio y Tauro) con el ingreso de Urano en Tauro el 15 de Mayo. El 27 de Julio a las 17.30 el Sol desde Leo se enfrentará a la Luna en Acuario, dos signos emblemáticos de lo creativo tanto individual como colectivo. La creatividad o impulso de vida de Acuario nace de su eterna lucha entre lo fijo por su naturaleza y la regencia de Urano (innovación, rebeldía, creación, impulso). Este doble paradigma Acuario/Leo es la dinámica que da un cierre a un proceso que inició en Agosto de 2016, se desarrolló a lo largo de 2017 y tomó mayor concreción en Enero de 2018. El elemento trágico al que hago referencia es que los Eclipses son hitos que nos recuerdan que la voluntad es nuestra compañera cuando comprendemos en lo más interno de nuestra emoción que la vida es ese espacio de tiempo en el que debemos encontrarnos con nosotros y con nuestros compañeros de vida. Única fórmula en la que la vida es arrancada de lo irremediable, de lo trágico, como cuando Ulises (personaje de la Ilíada), luego de permanecer en su largo viaje de regreso a su hogar -como metáfora del encuentro consigo mismo (Nodo Norte en Leo)-, regresa a Ítaca. Lo que estamos viviendo en estos meses de eclipses, primero con el del 12 de Julio (nodos Cáncer/Capricorio) y ahora con el del 27 de Julio y el del 11 de Agosto cerrando el recorrida de los Nodos por Leo y Acuario, es la vivencia absoluta de que finalizar significa comenzar desde la propia identidad el regreso al hogar, que ya no tiene posibilidad de ser el mismo que fue, y que la aceptación anclada en la actitud creativa es desde donde lo construiremos, lejos de prepotencia voluntarista. Esta semana está sobre cargada de tensiones: Lilith (Luna Negra) desde los últimos grados de Capricornio nos muestra el miedo al abismo que implica romper las estructuras conocidas. Miedo al abandono y el temor a no ser reconocidos y que hace que nos sostengamos en patrones de control. Esta influencia contrapuesta a la fuerza disruptiva de Marte con el Nodo Sur en Acuario que nos llevan a desprendernos y a romper con lo que nos mantiene sujeto a los estándares que otros esperan y que hemos internalizado. Tenemos que saber que si bien Urano será decisivo en la figura que forma este Eclipse, tendrá una doble participación. Por un lado lleva a romper cadenas y yugos en forma irreversible, que será recomendable hacerlo en forma no violenta sino que sea en una forma productiva porque nos puede dar la enorme capacidad de gestionar mejor las relaciones con otros desde el nosotros y por nosotros. Por otro lado Urano continua el trígono con Saturno en Capricornio (guardián de los planetas trans-saturnales) que ante lo disruptivo opera como contenedor y estructurante de lo posible. Es allí (trígono Urano/Saturno) donde tendremos que apoyarnos esta semana, porque es lo que permite la materialización concreta de otra realidad (ambos planetas en signos de Tierra),  que sea valedera, gozosa y que prospere en el futuro. No es el tiempo de toma de decisiones bruscas ni precipitadas, Mercurio en Leo comienza retrógrado el 26 de Julio, por lo que el Eclipse del 27 será para darnos el tiempo de saber que toda finalización para que sea tal tiene que estar acompañada de una verdadera revisión.

Links recomendados: Preparando un Nuevo Ciclo /  Pensar Cómo pensamosReplegarse en la emoción despliega las verdades del corazón  

Buen inicio de semana, Mariana

Eclipse Leo-Acuario: Balance entre el Amor Propio y la Necesidad de reconocimiento.

Tomamos noción del tiempo a través del movimiento, del espacio entre un evento y otro. El Tiempo, más allá de la medición horaria, es una forma interna de dar cuenta de los cambios, de los sucesos y de los procesos que vivimos. Y ese tiempo es un tiempo interno. En momentos de eclipses de Luna vivimos estados internos, situaciones y acontecimientos que irremediablemente nos hacen tomar registro de periodos. Podemos decir que son portadores de conciencia, que impulsan la noción de ciclo y de la vida recorrida. Este eclipse que se da con la Luna en Leo nos remite a la conciencia del amor, de lo creativo, de los hijos como acto creativo del hombre. Al ser Luna Llena, no lleva a contactarnos con el cierra un ciclo, pero no lo hace en forma leve, sino en forma brusca, con la contundencia de lo que “debe” terminar.  Funciona casi un “deber ser”, no nos olvidemos que Saturno está apoyando el fin de la Cuadratura Urano con Plutón. Si tenemos alguna duda o pensamos que las cosas no cambian, estaremos dándonos cuenta de que estamos equivocados. Un proceso de cambio de identidad que inició en Agosto ahora está concluyendo y nos enfrenta a definiciones reales sobre la identidad propia (Leo) y la identidad colectiva, proyecto de vida, amistades (Acuario). No todo lo que formaba parte de nuestro mundo, como parte de nuestra identidad quedará igual. No todas las personas continuarán de la misma forma formando parte de nuestras vidas, Seguir leyendo “Eclipse Leo-Acuario: Balance entre el Amor Propio y la Necesidad de reconocimiento.”

Eclipse Leo-Acuario 31 enero 2018- Características- ¿Te animás a otro texto de tu vida?

Este es el primer eclipse de los 5 que tendrán lugar este año. Los eclipses son momentos en los que se ponen en primer plano o podemos decir que se ilumina aquella zona o temática de nuestra vida vinculada a los signos y casas en las que se produce la alineación del Sol, la Luna y la Tierra y los Nodos Este año de los 5 eclipses, 4 serán en el eje Leo-Acuario y 1 que estará anunciando los eclipses 2019, será en el eje Cáncer-Capricornio (julio) Las características de este eclipse del 31 de enero son el inicio de un proceso muy fuerte de cambio en el área Leo-Acuario. Por supuesto que todos los que tengan planetas en estos signos sentirán con más fuerza la influencia, pero como todos tenemos estos dos signos en nuestra carta, cada uno de nosotros lo vivenciará de acuerdo a los aspectos de la vida que están gobernados por Leo y Acuario. La vida es en continuo momento de cambio, pero muchas veces esos cambios son retrasados, o no los hacemos conscientes por la implicancia que tienen. Todo cambio es metamorfosis y determina que algo termina, el proceso de la naturaleza es así. El crecimiento no tiene lugar si buscamos sostenernos en la seguridad. El proceso de vida es una metáfora, es un trasladarse, salirse de sí mismo para dejar espacio a lo nuevo de nosotros mismos. Este es el principio que rige fuertemente a Acuario, signo en el que se encuentra el Sol y el Nodo Sur en momentos del eclipse. Esta posición indica justamente la naturaleza de los cambios que vienen marcados. Estos cambios (tomados como proceso de finalización) están asociados con la libertad interna de sabernos posibles de modificación, de dejar atrás condicionantes auto-limitantes, y para poner el foco y la intencionalidad en el compromiso y la valoración con nosotros mismos. Como es Eclipse de Luna (Luna Llena) Seguir leyendo “Eclipse Leo-Acuario 31 enero 2018- Características- ¿Te animás a otro texto de tu vida?”

Mediación Mente-Mundo. Marte en Sagitario hasta el 16 de marzo.

Con el ingreso de Marte en Sagitario nuestro impulso estará dirigido a unir nuestra mente con las acciones necesarias para lograr objetivos. La transformación de nuestros pensamientos y formas sigue presente por unos meses más, pero notaremos que podremos tender los puentes que unen nuestros esquemas mentales, nuestra necesidad de superarnos, de conocer, de pensar con el mundo, con nuestro entorno. Poner palabras en acción. El pensamiento adquiere concreción en la acción, en la convicción y en la creencia de que ya no solo hace falta un salto de fe, sino que es fundamental nuestra acción. Esa acción capaz de crear el puente entre mente y mundo. Entre pensamiento y realidad.

Los signos de Fuego: (Sagitario Aries y Leo) vía libre para inicios.

Signos de Aire: (Acuario, Libra y Géminis) Saber que si ya cambiamos la forma de pensar el entorno se modificará.

Signos de Agua: (Cáncer, Piscis y Escorpio) Momento todavía incómodo, Dias para adecuarse a los cambios. Encontrar las nuevas herramientas.

Signos de Tierra: (Capricornio, Tauro y Virgo) Aferrarse a lo conocido producirá volver a situaciones de las que ha costado mucho desprenderse. Momento de gran sabiduría interna para adecuarse.

Inicia a formarse el escenario del Eclipse Total de Luna del 31 de Enero.

Mariana.

Días previos al Eclipse del 31 de enero. El Sentido Construye Significado. Pistas y pautas. Ir al futuro.

Poco a poco vamos sintiendo algunos cambios y modificaciones. Es como si ya sintiéramos (si agudizamos nuestra percepción) que no podemos seguir sosteniendo y controlando situaciones que nos son ajenas. Los acontecimientos y las situaciones se darán uno a uno siguiendo el rumbo hacia donde sabemos que debemos dirigirnos. El 22 y 23 de Enero se inició este camino determinado por la inmensidad que representa el compromiso con nuestras vidas como proyecto. Solo sobre nuestro camino podemos tener plena conciencia y pleno poder para dirigirlo; y este tiempo es ideal para eso. Es una ventana en la que la percepción se magnifica y aquellos chispazos que van iluminando se encienden, se presentan. Este 22 y 23 de Enero puede decirse que marcan el fin de una etapa en la que pensamos que las cosas suceden por otros.  Fueron días para fijar el compromiso interno de saber que los cambios se producen siguiendo nuestra intuición, ¿estamos preparados para confiar en esa capacidad interna? Es probable que muchos sintamos que hay frenos, que las cosas no tienen el resultado esperado, que seguimos esperando a que los otros hagan nuestro trabajos, si este es el caso es un excelente momento para generar los cambios necesarios, en la plena aceptación de que actuamos desde un modelo de comportamiento o de defensa que ya no está sintonizado con esta nueva etapa. Revisar, replantear, crear. Estos atisbos previos se seguirán manifestando en esta semana. El 25 y 26 de Enero sería interesante estar atentos a temas del pasado que puedan surgir, o a pensamientos internos que nos siguen vinculando al pasado. Pero esto no implica que el pasado o las personas que lo habitaron estén mal vistos o que siempre sean un peso; sino que resurgirán o se harán presentes para re significarlos, para comprenderlo y comprendernos desde otro lugar, porque el SENTIDO CONSTRUYE SIGNIFICADO, y a través del significado la vida adquiere valor y nuestra acción dirección. Sabremos así en forma concreta que los ciclos se cumplen pero que el tiempo sigue. Con los eclipses, y este del 31 de enero epecialmente, cosas, personas y actividades terminan o modifican radicalmente para dejar el espacio a otras cosas, personas y actividades. Pocas cosas quedan como están. Por eso es tan importante tomar nota de estos días. Es tiempo de hacer lo correcto como camino hacia las propias estructuras.

Mariana.