La Luna Nueva en Aries 2018- Estar disponible a los cambios. Nada queda como está. La magia del sentir el momento.

El año astrológico comienza el 21 de marzo cuando el Sol entra en el signo de Aries, pero la Luna Nueva en Aries es la que marca el ritmo emocional del año. Los días entre el 21 y 31 de marzo (primeros días del timing del año)  fueron días para aprovechar la energía de renovación y la potencia para posicionarnos hacia los cambios, porque en esos días estaba concentrado el germen que nos trasportará a otro nivel de conciencia sobre cómo concebimos nuestra vida.  El 31 de Marzo con la Luna Llena en Libra;   fue momento en Seguir leyendo “La Luna Nueva en Aries 2018- Estar disponible a los cambios. Nada queda como está. La magia del sentir el momento.”

Anuncios

¿En qué estamos, cuando estamos? Vernos permite estar y actuar. Quirón en Aries – Por Signos

Cuando pensamos en si existe la posibilidad de contactarnos con lo que deseamos y nos une en relaciones,  podríamos decir que fue y sigue siendo esta semana el momento para el planteo concreto, porque está centrado básicamente en el apropiarse y valorar lo que se quiere y se busca. Estamos saliendo de la época de Quirón en Piscis, donde en parte nos tuvimos que perder para conocernos en nuestra vulnerabilidad. Y la potencia enriquecedora de habernos permitido ese contacto tan profundo y doloroso, nos permite fortalecernos. Cuando el tiempo deja de ser el tiempo que marcan las agujas del reloj comienza a surgir el tiempo interno, y sus características son distintas. Es como estar en medio de una vorágine que nos arrastra, nos lleva y nos ubica enfrentándonos a lo realmente importante. Y ahí es donde debemos detenernos y generar espacio y encuentro con nuestro tiempo. Poder detenernos en nuestros límites, en nuestras trampas (indicadas por seguir el tiempo del reloj).  Darnos cuenta de que es importantísimo detenernos ante nosotros mismos para observarnos y salir de las indeterminaciones y las dudas. Con el ingreso de Quirón en Aries el tiempo se marcará distinto. Será un tiempo destinado a unir nuestro tiempo interno con el tiempo objetivo (el de otro), y aprender a vernos como posibles. Instalarnos entre lo externo y lo interno.  Enfrentarnos con lo que nos limita es tomar contacto con lo que nos conmueve con tal magnitud que nos paraliza y que no nos permite la acción de encontrar el camino hacia lo que estamos buscando. El inicio del recorrido de Quirón en Aries se da en dos etapas: del 17 de Abril al 5 de Julio: es una muestra para ajustarnos internamente. La segunda etapa es la que inicia el 26 de Septiembre hasta el 15 de Abril de 2027. En estos períodos vamos a transitar, en distintas escalas, lo que implica vivenciar tanto lo que provoca el no impulso, el no ir claramente hacia la acción; y su opuesto: el accionar indiscriminadamente desde el impulso egóico más primitivo.

Áreas y problemáticas serán primordiales para tomar cuenta y trabajar en ello, por Sol y Ascendente

Aries: Transitar el camino sobre aspectos de la personalidad, la incomodidad frente a sí mismos y profundizar en cómo se acciona en al ámbito de pareja y socios.

Tauro: Qué es lo que permite tener una real valoración de uno mismo? Qué es lo que limita la posibilidad de materializar el potencial de la vida.

Géminis: Cómo generar un proyecto de vida,  hacia dónde se quiere ir?; Vínculos con ex parejas y comprender en profundidad que desencadenaron los alejamientos? Repensar estudios y formas de comunicación con entorno social y amistades.

Cáncer: Área de la profesión, Qué compromiso real se está teniendo y qué aspectos no satisfacen por no sentirse capaz. Repercusiones en la conformación de familia y vínculos con la familia de origen.

Leo: Dudas sobre si son capaces de comprender los fundamentos de la propia vida. Cómo es ser sí mismos y amar a otros? Búsqueda del sentido de la acción.

Virgo: Cuáles son las causas por las que se dificulta la entrega hacia el otro. Qué miedos aparecen al salir de los esquemas pre concebidos a nivel cotidiano? Qué es resurgir transformado?

Libra: Curar heridas sobre el área vincular de pareja. Reconocer y ver las trabas internas para llegar a sostener una relación.

Escorpio: Será necesario hacer una purificación interna y enfrentarse con los ámbitos de sanación concreta de la salud.. Los desordenes que se den en el trabajo, en la salud y en lo cotidiano serán la manifestación de comprender que no todo es controlable.

Sagitario:  Enfrentarse a que comprender que detrás de toda expansión se esconde el miedo profundo a ser sí mismos. El dolor se dará en la urgencia por definirse. El área del amor, los hijos y la creatividad son espacios que estarán en primer orden.

Capricornio: Preguntarse por cómo es la familia de origen. Sentirse alejado o distanciado causa mayor dolor. Haciendo una profunda introspección sobre sobre las propias exigencia puede generar un nuevo encuentro, no sin pasar por el dolor de sentirse diferente o excluido.

Acuario: Sentirse incomprendido, interrogarse por cómo y qué se quiere comunicar y a quiénes. Pero sobre todo aclarar las ideas sobre qué cambios en la forma de comprender la vida son necesarios para poder expresar lo que se quiere de ahora en más. Qué proyectos son los que valen la pena.

Piscis: Tener contacto con lo que se viene arrastrando que impide la valoración interna. En qué quedan atrapados?. Cómo se genera una vida propia tanto en lo económico como en lo real. Pregunta sobre la capacidad de generar recursos emocionales, de valoración y económicos.

Buen inicio de ciclo quironiano,   Mariana

Segunda semana de Abril. Encontrarnos desde la aceptación de la calma y desde la emoción de la sensualidad de la vida. Senda de Venus en Tauro. Valorar nuestras heridas.

La última semana de Mercurio retrógrado nos permite una última reflexión sobre lo que permanecerá activo a partir del 15 de abril (momento de la Luna Nueva en Aries). La semana pasada fuimos partícipes de la posibilidad de encontrarnos con la disponibilidad interna de accionar sobre lo que buscamos, sobre lo que nos hace vibrar desde la enorme calma que significa saber y estar centrados en vivir nuestros deseos. Hago mención a la “posibilidad”, porque estos momentos son de enfrentamiento con nuestra propia sombra, y  cómo lidiamos con nuedtras propias heridas,  que es lo que nos impide cambiar la dirección de nuestro accionar emocional. La generosidad que provee Venus en Tauro es la “llave” que abre las puertas internas de nuestra riqueza y la de los otros; pero Venus en Tauro también puede presentarse en su versión obsesiva, de querer sostener y mantener lo que aparentemente nos da seguridad y protección. Esta semana que inicia el 8 de abril será una semana para apropiarnos definitivamente de esa “llave”, más allá de lo que suceda externamente. Las puertas que nos animamos a abrir fueron las de la acción desde el amor y la valoración, y esa llave es propia. Una puerta abierta trae un sin fin de posibilidades y será Mercurio en sus últimos días retrógrado, quien nos pondrá en contacto con nuevas herramientas (Palas en Géminis) para poder comunicarnos desde esta nueva comprensión de nuestras necesidades, que hemos  estado comprendiendo desde la libertad interna que estamos pudiendo dar y darnos, y que tendrán total resplandor a partir del 17/18 de Abril. Saber que somos merecedores nos lleva a apreciar los vínculos,  y la excelente posición de Venus con Marte nos dará el entorno adecuado para poder disfrutar desde la totalidad del encuentro en armonía y dibre todo desde la franqueza de querer construir hacia metas claras con un manto de romanticismo interesante. No nos quedaremos en relaciones ni en trabajos ni en proyectos que no tengan una proyección igual a la que buscamos. Tenemos que estar muy dispuestos a equilibrar los deseos propios con los de los otros, porque solo aquellos que vibren en una misma frecuencia serán los que luego de finalizada la semana del 22 de abril tendrán posibilidades de continuar. Recordemos que estamos inmersos en un clima de una realidad extrema y lo fascinante de este tensionante estado es que tenemos la excelente oportunidad de comprender  que lo real somos nosotros, con nuestra acción. Que  si nos conservamos en la superficie de lo que somos nos estancamos, nos desilusionamos. Saber y conocer nuestra realidad, enfrentarnos fuertemente con el sabernos merecedores de amor y valor, es la mágica llave que nos transporta, dejando atrás a través del movimiento la tensa pasividad angustiante. El saber de nuestra posibilidad es abandonar un estado de letargo que nos inmoviliza. Esta semana es la última para tomar contacto con estos principios. Las cosas están cambiando y no podemos seguir accionando desde los mismos lugares. Venus en Tauro es el prólogo de Mayo, mes en que comienza la posibilidad de materialización de los cambios de Marzo y Abril. Pero estemos seguros que serán desde otra forma, concel ingreso de Urano en Tauro hasta 2026. Hagámonos amigos de nuestras heridas y transformémoslas en creaciones.

Link: Cómo se presenta 2018, una nueva melodía.

Mariana, Buena semana

Primera Semana de Abril. Preguntar por el amor es preguntar por la vida. Venus en Tauro. El presente es la realidad y construimos desde la realidad. Puente al 2020

Iniciamos Abril, que se presenta como un mes de inicios, y siempre que hay inicios es preguntarse por iniciar que…? Todo interrogante que nos plantea inicios nos pone en evidencia la carencia y es justamente con lo que tenemos que desarrollar. Sentir carencia es saber lo que queremos y eso es lo que nos permite centrarnos en el objetivo. En general el término carencia está teñido con un halo de merma, de falta, de pérdida y de no haber logrado objetivos. Sería muy interesante y enriquecedor tomar la significación de carencia con el saber de nuestros deseos para ir por ellos, este giro, que no es fácil requiere de saber de frustraciones, de negaciones y de límites. Estos adjetivos que calan y tienen su origen en nuestra alma son los que nos dan la oportunidad de lograr ponernos en movimiento. Estamos en tiempos de una realidad concreta que no podemos obviar. Los planetas que habitan Capricornio (Saturno-Marte y Plutón) no son de los que la hacen fácil. Nos exigen que no nos distraigamos de la realidad. No son momentos para sostener idealizaciones, estamos lejos de pensar que podemos olvidarnos de lo que cada uno es y desea. Esta semana es un tamiz que nos confronta con nuestro propósito, con nuestro potencial para ir por lo que deseamos (venus en Tauro). Esto nos puede enfrentar con frustraciones, con desengaños y con saber que lo más difícil es enfrentarnos con nuestros deseos que devela nuestras carencias. Traspasar límites, fronteras, que al fin y al cabo somos nuestros limites y nuestras limitaciones. Estamos terminando 7 años (Urano en Aries), en donde luchamos despiadadamente por nuestra individualidad pero este tiempo está terminando y Urano es despiadado en algunos aspectos: nos despierta y nos impulsa, pero donde quedamos luego de haber descubierto lo que realmente queremos. Los cambios vienen y tenemos que estar dispuestos a disfrutarlos porque por suerte Venus ingresó en Tauro y Venus con piel taurina va en busca de nuestro valor para regenerarnos y determinarnos por lo que queremos en gozo. La sensualidad, lo erótico serán guías importantes para encontrarnos con nuestro deseo en forma real. La estética está unida al amor, al placer al contacto real con la piel, con el cuerpo y con el valor que nos damos y damos a nuestras relaciones. La búsqueda de la armonía será indispensable pero sin olvidar que no debemos llevarnos por los caminos fáciles y dóciles. Salir de los engaños es clave para manifestar la espléndida sensualidad que nos plantea Venus. Hasta el 26 de abril disfrutemos del contacto que podemos generar con otros, más allá de las frustraciones que puedan darse en el camino. Enfrentarnos a la frustración es salir de la zona de la ilusión y desde allí transformarnos en seres posibles, seres reales y concretos. Enfrentarnos y llevarnos a la confrontación con que esto es lo que es y esto es lo que quiero y cómo hago para conseguirlo, para cumplir las metas es lo importante de esta semana. Estamos en Mercurio retrógrado que nos instala en un momento para evaluar todo tipo de relaciones (Luna en Libra del 31 de marzo). El presente es la realidad, y nos muestra claramente nuestros sistemas de boicot sobre los objetivos, sobre aquello que queremos lograr y de las acciones que llevamos adelante para impedirlo. Ahora es el momento de enfrentarnos a ello y a resurgir plenos en octubre 2018. Aunque este mes sea difícil y sepamos que muchas cosas cambiarán, estemos seguros y conscientes sobre lo que buscamos, es la única forma de llegar enteros a Julio en primer término. Enfrentemos sin dudas lo que se presenta nebuloso, no es tiempo de sostener incertidumbres.  Estamos cerrando equívocos de 2016, no los arrastremos.  No quedemos con deudas pendientes.

Amores, tensiones, placeres… descubrirlos. El amor es balance entre dependencia y liberad. Luna Llena en Libra- 31 de marzo

Estos días la sensación de aceleración y tensión nos impone un freno para aclarar nuestras emociones. Cansancio, agotamiento y una gran cantidad de energía que busca encontrar una vía de escape son síntomas de que hay una gran necesidad de definirnos y de ocuparnos de cada uno de nosotros. Cuando esto sucede, en general para calmar las aguas internas accionamos, tomamos decisiones y buscamos controlar la situación a través de encontrar definiciones y resoluciones que en este caso es muy probable que no nos acerquen al equilibrio. Porque el equilibrio a encontrar está en la suspensión de las acciones que tienen su origen en el impuldo irreflexivo. Tomemos estos próximos 15 días para evaluar nuestros procesos en relaciones porque encontraremos respuestas que nos guiaran en el periodo que viene. Saber qué es lo que ponemos en juego en ellas y qué parte de nosotros buscamos encontrar en el otro trae calma y sosiego. La dicotomía entre continuidad o desarrollo es una de las dinámica que se estarán dando en este tiempo.  Continuidad significa sostenernos en relación desde un lugar de necesidad y desarrollo es un vínculo que nos enriquece mutuamente, es relación en libertad. Con la intensidad de los últimos días,  un fuerte impulso destinado a aclara situaciones está saliendo a la luz en el desesperado intento de sostenernos en aquello en lo que continuamos por costumbre, por comodidad o por necesidad de ser amados, pero que en el fondo no nos permite desarrollarnos. No es tiempo aún de dar por cerradas, ni por ciertas muchas de las cosas que se dicen, ni las formas, ni los tonos, porque muchas cosas pendientes del pasado afloran. Es tan profunda la conexión queqpidemos sentir con lo que menos nos gusta de nosotros (Quirón trígono Júpiter retrógrado), que cuando se hace presente en la evaluación de nuestros vinculos nos molesta. Como ya no podemos seguir depositando ,proyectando, en el otro  lo molesto de nuestro interior (Urano / Eris-),  el dolor es inmenso y puede generar agresión y acciones reactivas, que terminan alejándonos del placer y del deseo. El encuentro, si es que hablamos de la Luna en Libra, será desde el sutil y hábil equilibrio que parte de nuestro interior (Venus en Tauro) en la permanencia del estar. El encuentro entre dos personas es una maravilla muy difícil de comprender o explicar, solo acontece, pero para que esto tenga su desarrollo en total armonía y podamos sostenerlo y darle un curso amoroso es imprescindible restringir el impulso. Sostener el silencio, sostener el deseo y sostener las palabras. Tiempo de evaluación del gozo y de la valoración. Esta luns es una fuerte llamada a la auto regulación, para que la emocionalidad que se hace presente no altere nuestro deseo, y nuestras metas. No nos perdamos en el desequilibrio de un otro y sepamos que el sentido en relación se encuentra en el camino de valoración, de la sana limitación del egoísmo para permitir que el equilibrio haga su aparicion y el Tu y Yo tome un cauce  verdadero. Estos temas estarán muy presentes con la Luna Nueva (inicios) en Aries cuando se dará la finalización del paso de Quirón por Piscis para ingresar el 17 de abril en Aries. (tema de otra entrada), ocuparnos de qué es lo que nos impide ser nosotros con nosotros mismos y en relación. Pruebas a nuestra superación es a lo que tenemos que dejar espacio.

Buena Luna y  acordarse que las palabras tienen la posibilidad tanto de herir y como de expresar amor, de acuerdo al grado de aceptación con que nos encontramos en la vida.

Mariana

 

Mercurio Retrógrado. Dónde van las palabras? Evitar la discordia.

El valor de la palabra pareciera detenerse, la intensión que lleva la maravilla de la comunicación puede quedar devaluada, mal interpretada y distorsionada. La comunicación clara es un arte, porque implica la unión indisoluble de lo que se siente y se piensa. Solo de esa manera podemos expresarnos claramente y sinceramente. Cuando otros factores subrepticiamente se escabullen en el hilo de unión entre ser pensar y sentir, se resquebraja la magia de la palabra. Las palabras debilitadas quedan en el olvido del dolor y el disvalor. Esto es lo que pone de relieve este tránsito de Hermes/Mercurio encargado de distribuir el poder del comunicarnos, de la conexión entre idea, pensamientos, sentires y expresarnos. Discernir se hace nebuloso y dificultoso. Encontramos resistencias externas e internas. Desde el 23 de marzo hasta el 15 de abril son días para ser lo más claros posibles, el cuidado en lo que comunicamos es imprescindible. Este periodo está muy influenciado por repensar temas pendientes relacionados con la propia capacidad de acción y a partir de allí alejarnos de involucramientos de con lo caducó, con un discurso vacío que una y otra vez se reitera y que merma la fuerza y la capacidad de emprendimiento, para dejar paso a poder enfocarnos con amplitud y disponibilidad completa sobre lo realmente importante. Todo este proceso es un proceso interno, que tendrá su momento cúlmine  del 1 al 15 de abril. La primera fase (del 23 marzo al 1 de abril) es importante no focalizarnos en el afuera, evitar estériles discusiones y reacciones sino volver nuestra reflexión intentando la claridad interna que nos va a costar mucho sostener. Comunicar lo necesario e imprescindible, en tanto que por dentro ponemos orden. Estamos en un inicio de año con una dinámica dual. Por un lado la urgencia de sentir que ya hemos resuelto inestabilidades y ver resultados y por el otro el del movimiento estancado, ralentizado que nos remite hacia lo interno del pensamiento, los miedos y temores. Luego del 1 de Abril ya tendremos una somera idea de lo que puede sobrevivir a esta retrogradación, la validez de lo dicho será la única construcción posible sobre todo de nuestra dirección de vida, volviendo la mirada hacia el por qué del peso de las palabras vacías dichas y escuchadas siguen teniendo cabida, siguen teniendo el poder de ser emitidas.  El vacío es un espacio de construcción y creación, tratemos de evitar de llenarlo de palabras muertas, vacías y denigradas. Cuando el 15 de Abril finalice el periodo retro, podemos tener otra lectura de las palabras, está en nosotros la disposición a la re-lectura de los discursos, de las relaciones vacías, de las que solo quedan en palabras para reformularlas o alejarnos. Evitar que Eris (discordia) se nos haga carne, porque nos aleja y disgrega. El camino de lo releído abre abismos y vacíos que pueden ser maravillosos momentos de creación o finales. De la nada nada surge, y es momento de surgir. Demos valor, materialización  y concreción a lo que decimos y nos dicen. A lo que pensamos y expresamos. Desde la valoración del discursos palabras perduran y otras se desintegrarán en la triste y amarga realidad de no ser. Resultados y pruebas sobre este periodo tendrán lugar entre el 10 y 14 de Mayo cuando el Mercurio Urano y Luna se encuentren y activen a Eris.  Estamos releyendo acontecimientos de fines de septiembre y octubre 2016, prestemos atención, a lo dicho a lo no dicho y a cómo nos suenan y resuenan hoy palabras de esos momentos.

En todo el trayecto de Mercurio entre los días 23 de marzo y 15 de abril estará tocando los grados en los que los nodos Leo-Acuario se encontraban al momento de los Eclipses del 31 de enero, del 15 de febrero, recordándonos las puertas a traspasar. Lo que estemos procesando en este periodo se volverá a activar con los eclipse que tendrán lugar el 13 y 27 de Julio.

Mariana