Las cuadraturas Marte Saturno 2020. Sostener la voluntad de ser.

Ahora es cuando comenzamos a asimilar la experiencia concreta de lo que significaron estos últimos 6 meses desde Marzo en que el reglamento del juego de la vida cambió drásticamente- Este caer en cuenta viene de la mano de la 1ra. cuadratura que Marte desde Aries está formando con Saturno en Capricornio desde el 24 de Agosto, que inicia un periodo en el que sostener la voluntad de acción hacia un futuro se verá sometida a un gran sentimiento de limitación que puede llevarnos a una peligrosa apatía. Esto lo podemos ver reflejado en una merma de fuerza vital y a la pérdida de la magia de la existencia. La magia de la existencia es darnos la posibilidad de proyectarnos, a través del goce y de sabernos creadores de la posibilidad de generar una vida plena. Pareciera que estas posibilidades junto a los derechos y libertades han sido horadadas y que el sentido de vida se ha hido disolviendo hasta el estado de de supervivencia.

Con las cuadraturas Marte Saturno podemos quedar limitados o, cuando finalicen a principios de Noviembre encontrarnos retomando dirección, pero sobre todo transformados porque marcan el tiempo de cambiar la ilusión de pertenencia por la construcción de nuestra pertenencia encontrando esa sabiduría interna de saber que los absolutos de alguna forma están perdiendo significación. Las preguntas por las posibilidades de proyección y los principios sobre los que estuvimos sostenidos están siendo cuestionados fuertemente. Estamos con el Nodo Sur en Sagitario. Pero hay que tener en cuenta de que esos principios absolutos no son sólo externos, sino que operan dentro nuestro, y como sobre lo único que tenemos la posibilidad de cambio es sobre nosotros mismos, es el momento de darnos la posibilidad de constituirnos desde otros parámetros, Nodo Norte en Géminis. La Luna Nueva en Leo fue un llamado a no banalizar la vida y de esto se trata. Lo banal están cayendo y sólo perdurará la manifestación concreta de nuestras acciones sobre nuestras vidas, y de eso es de lo que somos responsables.

La angustia y la ansiedad van a ir tomando forma y un espacio cada vez mayor, esta es una realidad. Sobre todo cuando Marte y Saturno se vuelven a tensionar en la 2da. cuadratura el 29 de Septiembre esta vez con Marte retrógrado y Saturno unido a Plutón ya directos. Hasta ese momento lo ideal sería estar disponibles a reorganizar y reforzar nuestra voluntad para integrar el compromiso con la nueva dirección de concepción de vida que buscamos sin que esto signifique desvalorizar lo logrado hasta ahora.

La última cuadratura de Marte con Saturno, Plutón será el 2 y 4 de Octubre luego de la Luna Llena en Aries que cierra el ciclo de la Lunación iniciada el 23 de Marzo con el ingreso de Saturno en Acuario. Link: Saturno en Acuario, aislamiento y aprendizaje para crear un Mundo Nuevo.

No va a ser fácil llegar a ese momento y vamos a pasar por mucha inestabilidad interna y externa, con momentos en los que nos va a costar sostener sentido, pero las posibilidades están si somos capaces de discernir entre lo real, la ficción del idealismo y el realismo mágico. La ficción del idealismo anula nuestra potencialidad y el realismo mágico nos lleva a justificar la inacción por determinantes externos. Estos dos extremos es lo que vamos a estar atravesando con las Lunas Llena en Piscis del 2 de Septiembre y la Luna Nueva en Virgo del 18 de Septiembre.

Recordemos que Marte es el principio instintivo de vida y que va a estar en algún sentido frenado por una fuerza aún mayor que tenemos que asimilar como aprendizaje que es Saturno. Como vamos hacia una Luna Llena en Piscis podemos sentir la desintegración de nuestro instinto de vida porque va a estar muy condicionado por restricciones sean externas o internas. Respetemos nuestro deseo y nuestro concepto de amor como capacidad de darnos la oportunidad de ser lo que no nos animamos a ser y vayamos por eso.

Mariana

Solsticio y Eclipse de Sol en Cáncer del 20 y 21 de Junio.

Llegamos al último eclipse de Sol en Cáncer hasta 2029 que a su vez es la primera Luna Nueva en Cáncer de este año en el que habrá dos. Una es este Eclipse del 21 de Junio y la Segunda el 20 de Julio. O sea que la fuerza está dirigida a reconstruir pertenencia y a definitivamente dejar atrás una forma en la que hasta ahora abordábamos nuestra vida, nuestras metas y nuestros objetivos laborales, profesionales y de relaciones. Todo 2019 fue el año en que estuvimos re definiendo objetivos a través de la resignificación de nuestras bases, nuestra pertenencia y nuestras raíces. Internamente fue un proceso que requirió que rompamos con estructuras limitantes heredadas, adquiridas o desarrolladas para cumplir cierto rol en la vida. Luego, y cuando ya creíamos que todo estaba resuelto hubieron eventos a partir de Marzo 2020 que nos pusieron a prueba generando un freno en algunos casos y transformación en otros de nuestras actividades y proyectos, a nuestras vidas con la obligatoriedad saturnina de mirarnos hacia adentro y refrendar decisiones. 2020 es épocas de conjunciones de Plutón Júpiter y Saturno y esto indica cambios profundos que no se dan en unos meses, son ciclos de cierre y apertura a nivel colectivo que comprenden un proceso de varios años. En este caso hasta 2022 y luego a partir de 2026. Esta es una interpretación desde las vivencias personales y no desde la lectura socio política económica, esa lectura está en mi otra página web en www.lapoliticadesdeotramirada.com . Todos los Eclipses no tienen la misma intensidad, si bien cada uno cumple con su función de alinearnos, el efecto que podamos sentir está determinado tanto por la forma en que nos comprendemos, como por el grado de conciencia y claridad que tengamos sobre nuestro propósito. También y muy especialmente sobre la posición, puntos importantes y planetas que toque en nuestra Carta Natal.

En este caso el Eclipse del 21 de Junio es muy potente, no solo por la configuración e influencia de las Estrellas que activa, sino también porque se produce durante el Solsticio en el grado 0 de Cáncer. Esto marca la radicalidad de su significado. Los solsticios de Cáncer y Capricornio son cambios de balance, es el paso de la culminación del día o la noche más larga a volver a un estado de equilibrio cuando sean los equinoccios. Marca un punto de inflexión y culminación para iniciar otro. Es este caso por ser el Sol el que se encuentre eclipsado en el momento de mayor duración de la luz del día (se da en el hemisferio Norte) repercute fuertemente sobre las energías que representa el Sol: nuestra realización, sobre las figuras de autoridad y sobre la percepción que tengamos sobre ellas y sobre nuestra propia autoridad. Un Eclipse en Cáncer está vinculado con proteger lo que nos es importante en la vida y qué tan dispuestos estamos a sostenernos, a cuidarnos y a consolidar nuevas bases desde las cuales arraigarnos hacia adelante. Algo concluye. Cáncer es el signo regido por la Luna, y la Luna es la que va a eclipsar al Sol en este signo, algo en lo que creíamos o esperábamos de otros o de nosotros mismos desaparece para dejar espacio a una comprensión más interna de nuestras necesidades, prestarles atención y equilibrarnos emocionalmente. Es un retorno hacia nuestro interior para retomar la conciencia de lo que somos y hacernos cargo de lo que deseamos; qué tipo de vida queremos vivir, dónde, a quién o a quiénes consideramos nuestra familia, nuestros hijos. Como en Cáncer también se encuentra Mercurio que inició su retrógradación el 18 de Junio, la energía de este Solsticio y del Eclipse estará asociada a la protección y a la subsistencia emocional y económica que podamos brindarnos nosotros por nosotros mismos y a los propios. Va a ser muy necesario estar enfocados en lo que necesitamos para desarrollarnos y para volver a construir lo que nos nutre, que esta vez si o si deberá ser desde nuestra interioridad, desde la reformulación de nuestros afectos, porque en el afuera no los vamos a encontrar. Pero a pesar de que el Eclipse sea en Cáncer la energía separativa está presente, porque frente al eclipse, en Capricornio, está la conjunción de Plutón con Júpiter, los límites entre lo que es propio y lo que es distinto a nosotros, ajeno se marcará notablemente.

Estamos iniciamos una re construcción, un eclipse es un reseteo de la conciencia, pero pareciera que en estos momentos tenemos mayor claridad sobre lo que no queremos más que sobre lo que deseamos, porque nos está costando encontrar las herramientas necesarias para sentir que estamos avanzando en terreno sólido. Lo que pasa es que al momento del Eclipse habrá 5 planetas retrógrados. y los planetas retrógrados marcan procesos de introspección en los que necesitamos elaborar un proceso de evolución que nos está costando bastante por la confusión imperante a nivel económico, social y político. La información que recibimos constantemente es muy contradictoria. Ya no sabemos qué es mentira y qué es verdad, las normativas sobre la normalidad en la que vamos a vivir cambian todo el tiempo, no sabemos si lo que dice la OMS es así o no, si la información está manipulada o no, si la economía va a seguir siendo como la conocíamos o no. Si las empresas quiebran o son compradas por otros, etc etc. A nivel personal también lo vamos a sentir, porque un día podemos estar muy claros sobre las relaciones que tenemos, y al otro día cambia todo. Esta influencia es muy nociva y desestabilizante Urano tiene fuerza desde Tauro. Ante la incertidumbre la tendencia instintiva es a aislarnos para protegernos y esto puede retroalimentar el sentimiento de soledad y de desconexión. A cerrarnos, a protegernos de otros si nos sentimos amenazados, y la energía de conservación puede exacerbarse y ponernos reactivos e impulsivos por la cuadratura que forma Marte desde Piscis al Eclipse. Esto quizás comencemos a sentirlo con más fuerza sobre todo a partir del 28 de Junio cuando Marte (que ahora está en Piscis) ingrese en su signo: Aries. Cuando Marte está es su signo el proceso de acción por la individuación es muy fuerte tanto a nivel personal como social. Por eso es importante intentar tener la mayor claridad posible para dirigirnos hacia este proceso de re construcción que propone este periodo, hasta el 5 de Julio, aunque no sea sencillo transitar por caminos poco conocidos. Si no hacemos este gran esfuerzo todo lo que percibamos como limitación será intolerable a partir de mediados de Julio. Importante es tener en cuenta que con Mercurio retrógrado en Cáncer hasta el 12 de Julio nuestra mente va a estar dirigida a sostener cierta paz interna, a revisar vínculos con los que podremos contar hacia adelante y sobre todo a reordenarnos para terminar de eliminar lo que ya no tiene espacio hacia adelante a partir del 5 de Julio cuando se forme el eclipse de Luna en Capricornio. La influencia de Mercurio es importante si tenemos en cuenta que estamos con el Nodo Norte en Géminis, que está regido por este planeta.

Volviendo a este Eclipse y tomando como referencia a las Estrellas Fijas vemos que se forma junto a la Estrella Menkalinan que tiene una energía Marte-Mercurio y que por su naturaleza nos puede llevar a tener acciones precipitadas, discusiones y desacuerdos que desencadenan en decisiones imprudentes y precipitadas cuando sintamos amenazado nuestro bienestar. Cuando nos referimos a bienestar tenemos que mencionar a Venus que también está en fase retrógrada. Al momento del Eclipse se encuentra en el grado 5 de Géminis junto a la Estrella Prima Hyadum, si bien Venus en Géminis también responde al Nodo Norte, y desde esta posición marca la apertura a decisiones en relaciones y económicas que tenemos que abordar desde una perspectiva más amplia, la influencia de la Estrella Prima Hyadum tiñe a Venus de cierta confusión, indecisión y oscilación al momento de comunicarnos, expresarnos y tomar decisiones, aunque Venus ya esté resurgida luego del Venus Star Point como Lucero de la Mañana. Esta energía de oscilación e indecisión en la que pueden aparecer eventos, noticias o mensajes inesperados, se va a mantener hasta el momento del Eclipse del 5 de Julio. La recomendación sobre esto es que no nos precipitemos a decisiones imprudentes y precipitadas, porque está en nosotros darnos y dar opciones principalmente para estar preparados a atravesar momentos de incertidumbre, dudas y algunas reacciones muy individualistas que pueden ser tanto propias como de otros. Es así que en el ámbito de todo tipo de relaciones y acuerdos será un momento para conectarse desde lo simple y lo sencillo, sin buscar determinaciones concretas, pero sí reordenándonos internamente, reorganizando nuestro hogar, re viendo papeles pendientes, cuentas y deudas, porque es desde allí desde donde podremos rescatar auténtica pertenencia y seguridad, para luego poder tomar decisiones. Venus también está formando un sextil a Quirón, de algún modo estamos curando nuestro pasado en relaciones y auto estima, y lo haremos conectándonos a través de lo sencillo, lo simple, desde el disfrute, desde la palabra y los posibles acuerdos, aunque nos sea este el momento de tomar decisiones en este aspecto.

Otro aspecto importante a tener en cuenta es a Saturno y a Urano. Saturno está a pocos días de reingresar a Capricornio junto a la Estrella Altair. A esta estrella se la asocia con movimientos bruscos que sacuden todas las estructuras, por eso puede traer movimientos de la tierra, erupciones o terremotos. Conmina al cambio. A nivel personal es una confrontación con nuestras propias estructuras y a sostener la desestabilización para poder crear otras. Recordemos que cerca del 22 de Marzo fue cuando comenzaron las cuarentenas, día en que Saturno ingresó en Acuario y pasó por este mismo grado en que se encuentra Altair. Ahora está formando un quincuncio al Eclipse (Sol-Luna). El quincuncio en sí es un aspecto alquímico y representa la posibilidad de regeneración para transmutar el nivel de conciencia, pero para ello es necesario el ejercicio de la voluntad y del autocontrol personal destinado a generar nuevas estructuras internas desde una manera diferente de manifestar nuestra identidad. Por eso vuelvo a remarcar que estamos iniciando un proceso de reconstrucción de estructuras, por ahora a nivel interno y que verá sus frutos a partir de mediados de Enero 2021. Quizás parezca muy lejano, pero con todo lo que viene hasta ese momento es importante tener en cuenta que en la medida en que podamos centrarnos en nuestros objetivos y afectos reales, verdaderos y concretos podremos hacer un buen trabajo de aquí a Enero 2021.

Por su parte Urano desde Tauro mantiene su sextil a Mercurio, en este momento retrógrado, y esto nos tiene que hacer ser más cuidadosos al momento de expresarnos, pensar por qué lo hacemos y con quién lo hacemos. Es un buen momento de inspiración pero quizás no de expresarlo abiertamente, porque no siempre se mantendrán las cosas como lo pensamos. Y sobre todo porque Urano está transitando por el grado de la Estrella Schedir, que está asociada al placer pero con limitaciones. Tauro, el signo en el que se encuentra Urano es el de la economía y de la capacidad de generar recursos y estabilidad no sólo económica sino emocional, y en este momento se encuentra limitada. Esta Estrella también está asociada a a las transgresiones de los que manejan el poder y la autoridad y por esto muchos pactos, acuerdos y asuntos económicos y afectivos van a entrar en revisión. A nivel personal vamos a sentirnos limitados y frustrados por no poder expresarnos espontáneamente, disfrutar, salir. encontrarnos libremente con otras personas. Pero esto va a pasar, pero quizás estemos necesitando este gran momento de introspección para valorar lo que es posible, para encontrar dentro nuestro, de nuestro hogar y de lo que consideremos familia, el motivo e inspiración por lo que de ahora en más vale la pena construir hacia adelante. Muchas máscaras van a caer y algunos nos sentiremos decepcionados y solos, pero este tiempo es tiempo de cambio y no siempre lo que pasó es mejor que lo que viene, porque lo que viene ahora lo podemos construir de acuerdo a experiencias vivenciadas. Trae dolor, trae miedo, angustia y aislamiento, pero nos abre a una nueva etapa de nosotros mismos de la que saldremos transformados. Aunque tenemos que saber que de ahora al 5 de Julio cuando sea el último eclipse de Luna en Capricornio la sensación de incertidumbre puede profundizarse, porque estamos en mitad de la tormenta.

Mariana

Link ¿Qué es un Eclipse de Sol? Determinismo o Libre Albedrío

Luna Nueva en Géminis 22 de Mayo. Se abre la temporada de Eclipses 2020 Géminis Sagitario. Para Leo, Virgo, Libra y Escorpio

LEO:

Leo inaugura la temporada de Eclipses con la Luna Nueva en Géminis que corresponde a una ampliación de perspectivas y proyectos. Desde  2018 esta energía ya estaba presente, pero no era el momento interno porque hacía falta un proceso de valoración reafirmación personal y no la que se busca fuera.  Ese fue el trabajo que  con el Nodo Norte en tu signo junto a Júpiter en Escorpio estuviste elaborando en ese momento. En 2019 Júpiter transitó por tu casa 5 en Sagitario  mientras el Nodo Sur lo hacía su paso por Capricornio hasta ahora. Toda esta danza planetaria dio lugar a capitalizar tu paciencia y constancia para llegar a objetivos. Ahora comienza el inicio de la práctica concreta para llevarlos adelante y esto va a requerir un esfuerzo importante que es el de hacer posibles las ideas sobre tu futuro. Sin dudas esto te puede traer mucha ansiedad porque aún no está claro si será posible o no. Con esta Luna que abre los eclipses en tu zona de identidad, proyectos, organismos sociales y amistades te da un pista por donde se desarrollarán las oportunidades. Por ahora y mientras que Venus esté retrógrada es momento de evaluar de todos los proyectos y relaciones que vienen de tiempo cuáles valen son las que perdurarán para este fin. Es ideal para reconectar con gente del pasado que te ayude a afirmar tu autoconfianza y calmar tu incertidumbre que en estos momentos puede estar pasando por un momento de dudas. Tu capacidad de regeneración mental por tener a Virgo en tu casa 2, depende de la estabilidad emocional que puedas encontrar y en el compartir junto a otros, pero por otro lado como toda dependencia te hace resistirte, podés estar sintiéndote atravesando situación que no sean las elegida que te generan mucha reactividad. No es el tiempo para eso, sino para comenzar a implementar los cambios y transformaciones necesarias para poder descartar lo que ya está caduco en tu vida,  lo que te limita y no te deje progresar. Quizás te lleve más tiempo del esperado y tu impaciencia comience a alterarse y el estado nervioso repercuta en tu salud y organización diaria generando conflictos con las personas que son importantes afectivamente para vos. Será muy importante invertir el tiempo comprendido entre la Luna del 22 de Mayo y el Eclipse del 5 de Julio (último de la serie Cáncer Capricornio) en establecer contactos y conseguir organizar lo que aún está pendiente para poder sentirte más seguro, porque las inquietudes provenientes de desorganizaciones laborales es una de las cosas que más te alteran (Virgo en Casa 2) y en este tiempo eso es una constante con Mercurio retrógrado primero en las casas de Agua: Piscis en Marzo, a partir del 17 de Junio en Cáncer y en Noviembre en Escorpio que traen perturbaciones y demoras que pueden producir mucho agobio e impaciencia. 

VIRGO:

La Luna Nueva en Géminis del 22 de Mayo abre un período de revisión de vida. Los eclipses que se irán formando en tu eje de la casa 4 y 10 van a profundizar un redireccionamiento de las bases en las que encuentras seguridad emocional, que en tu caso es de gran apego a ideas absolutas y principios heredados básicamente por la influencia paterna, tus orígenes y lo familiar. Todo 2019 estuvo dirigido a encontrar ese proyecto de vida que te sea propio y ha reconfigurar tu identidad. Ahora comienza el camino sobre tus metas y para eso será imprescindible derribar algunos de los principios estrictos y absolutos que en algún lugar ya te están limitando. La presencia de Neptuno en tu casa de las alianzas y las relaciones ha estado empañando este sector, ya sea idealizando situaciones imposibles o generando confusiones sobre el rol de una pareja y ahora con la presencia de Marte luego de dos años pone en primer plano nuevamente el tema de las relaciones, La cuadratura que forman la Luna y el Sol con Marte puede trae confrontaciones con otros, por eso es importante comenzar a revisar los fanatismos e inseguridades para no buscar imponer sobre otros tus ideas ni sentirte víctima de las acciones de otros. Es el inicio de la revisión de tus proyectos profesionales y del rol que desempeñas en tu vida. Existe el peligro de dejarte llevar por la confianza de que todo va a permanecer como estaba, pero cambios van a haber y éste es el momento de evaluar opciones nuevas de reconectarte con personas que puedan ayudarte a abrirte un nuevo espacio en lo profesional o en la vida laboral. Es muy probable que no tengas claro hacia dónde dirigirte, porque o algo concluyó o has perdido el entusiasmo y el sentido sobre tu actual posición. Otro de los temas importantes que traen los eclipses en Géminis Sagitario son temas de vivienda y hogar dónde o con quién vives (Sagitario es tu casa 4).No van a ser ahora mismo, pero si a partir de Enero 2021. Ahora comienza un tiempo de gran actividad mental en que puedes sentirte muy limitado en las ansias de expansión y libertad.

LIBRA:

Ya casi finalizan los cambios estructurales de los Nodos Cáncer Capricornio en cuadratura que han llevado a una reformulación y reorganización de tu interior y de las relaciones. Ahora un poco de aire llega con el Nodo Norte en Géminis que es tu casa 9, la búsqueda de sentido y la forma en que expandimos nuestra vida tanto internas y como externa. La apertura de este proceso indicado por esta Luna Nueva no es ya, pero sí es una señal. Falta concluir todavía el 5 de Julio la finalización del ciclo anterior por lo que aún quedan situaciones que acomodar y ajustar para que puedas expresarte en libertad esto va a levar quizás hasta septiembre, pero la influencia del cambio de perspectiva es una constante hasta fines 2021. Pero lo importante es que la Luna Nueva en Géminis este 22 de Mayo te lleva a comenzar a retomar proyectos y conexiones que han queda frenadas por las circunstancias de paréntesis en que nos encontramos desde Marzo. Venus tu regente está retrógrado en Géminis luego de 8 años de no hacerlo en ese sector tan importante para vos que es la casa 9 y en algún aspecto te trae temas que quizás comenzaron en 2012 y que quedaron pendientes y que se traducen ahora como sensación de pérdida de libertad. En 2012 los Nodos transitaban en forma contraria a la que lo están haciendo hoy, y todo ese movimiento te llevó a abrirte a un mundo nuevo pero con ciertas dependencias u obligaciones económicas o hacia otros, Júpiter transitaba en Tauro por tu casa 8. Hoy en ese mismo lugar está Urano liberándote de toda dependencia hacia otros y dándote vía libre para tu expansión. Las condiciones actuales quizás no lo permitan plenamente,  pero en este tiempo de Venus, Júpiter, Saturno y Plutón retrógrados comienza una exhaustiva búsqueda de esa expansión. La impaciencia e irritabilidad puede estar muy fuertes en este momento por retrasos y restructuraciones en temas de relaciones, contratos y las alianzas pendientes aún. Tomar el tiempo para finalizar una etapa te trae una posible apertura en Septiembre.

ESCORPIO:

Esta Luna Nueva abre el tiempo en el que se va a poner el foco sobre tu insatisfacción interna para trabajar sobre ella y permitirte finalmente un renacimiento hacia una nueva forma de relacionarte y comprometerte. Géminis es tu casa 8,  Esta Casa profundiza en las relaciones, en las interacciones con otros y en cómo algunos aspectos de esas interacciones pueden adquirir un carácter más comunitario. Habla de lo que nos aportarán nuestras relaciones. Con Venus retrógrado junto a Mercurio la tendencia es a conservar viejas pautas de relación que quizás te hayan traído desconfianza o que tu no has dado confianza a otros. El 5 de Julio finaliza el tiempo de eclipses en Cáncer Capricornio y esto significó para vos un cambio obligado de los patrones con los que te comunicas e intercambias ideas con otros y también abrirte a una nueva forma de pensar. Esta Luna y sobre todo el eclipse del 5 de Junio van a estar operando sobre otros aspectos pero sobre el mismo tema de los vínculos. Con el Sol y la Luna unidos en tu casa 8 (Géminis) en esta Luna del 22 refieren a un importante examen sobre vos mismo que te van a ayudar a tomar determinaciones de cambio en tu vida y esto viene de la mano de cortar con viejos lazos emocionales. El eje 8-2 (Géminis-Sagitario) habla sobre los recursos y este es otro de los temas que se van a estar planteando en este año y el próximo. Todo indica que llegó un momento de gran transformación y que puedes recibir ayuda o asociarte con personas. Con Marte en Piscis puedes quedar a la espera del reconocimiento de otros pero lo ideal sería que te pongas en marcha conectándote con proyectos o personas que pueden ser de gran ayuda a partir de Septiembre. El sextil de Marte a Urano puede provocar un sentimiento de resistencia a todo lo que te limita, pero esa es la clave para ponerte en movimiento y no quedar a la espera de que la situación cambie. A partir de Julio los temas laborales comienzan a ejercer mucha presión e inseguridad, por lo que es bueno que dirijas tu energía hacia lo que quieres crear a futuro conectándote y contactándote, pero ahora sí desde otra perspectiva. Nadie va a solucionarte las cosas, pero sí pueden ayudarte.

Mariana

Luna Nueva en Géminis 22 de Mayo. Se abre la temporada de Eclipses 2020 Géminis Sagitario. Para Aries, Tauro, Géminis y Cáncer

ARIES:

Desde Enero vienes generando grandes transformaciones respecto a la forma en que te concibes pero lo más importante es que esta vez priorizando la mirada sobre vos desde una perspectiva totalmente nueva. Seguramente esto te ha traído grandes cambios tanto en tu forma de desprenderte de responsabilidades asumidas que no te eran propias, como sobre la responsabilidad de fijar tus objetivos y metas de vida. Todo 2019 y hasta Febrero 2020 fue el momento de enfrentar tus dudas internas y animarte a pensar desde un espacio de mayor libertad. sin luchas, simplemente desde la convicción de que era el momento de desprendimientos para permitirte ver con claridad las acciones necesarias para poder gestionarlas. Ahora, desde fines de Mayo hasta Julio comienza la internalización de estos procesos, pero sobre con una fuerte revisión respecto a cómo estás a nivel emocional, porque algunos episodios y del pasado referidos a temas de familia y con quien compartes o quieres compartir tu vida está sujeto a cambios por dudas que se van a estar planteando sobre todo relacionadas con las relaciones que pueden presentarse a través de eventos externos y ajenos a tu voluntad. A partir de Agosto vas a estar cargado de demandas que otros ejerzan sobre vos y que te llevan a dudar sobre la permanencia o no en un proyecto de vida conjunta o a nivel laboral. Es el momento de llegar a acuerdos sobre lo que puedes y estar dispuesto a ceder y sobre lo que no. Con Marte en Piscis y Venus retro en Géminis es el momento de revisión de tus miedos personales y de aprender a decir y pedir lo que necesitas. Es mejor que llegues a Julio con opciones para decidir que repleto de exigencias impuestas o imponiéndoselas a otros.

TAURO:

Las expectativas que tenías en Enero han sufrido un freno, La cuadratura de Saturno con Urano te mostró que es imprescindible plantear un cambio sobre cómo gestionar tu área profesional. Marte en Piscis puede generarte muchas dudas e incertidumbres sobre cómo comenzar ese nuevo camino, pero también te abre la posibilidad de comenzar a accionar por tus sueños y anhelos, desde el sentir qué tipo de vida buscas de ahora en adelante, que seguramente no es la que estuviste viviendo hasta ahora. Con Urano en tu signo nada puede ser como era. De ahora a fines de Junio es el momento de reconectar con lo que quedó entre paréntesis desde Marzo, pero ya desde otra perspectiva,  para preparar lo que viene a partir de Enero 2021 la convivencia entre dos modelos, el actual y la preparación de lo que vas a estar viviendo en 2022. Pero ahora puede ser un momento incómodo, en que la estabilidad económica no será la protagonista, este es el indicador más fuerte de que algo tenés que estar modificando. Muchas de las decisiones que tomes van a estar directamente relacionadas con decisiones vinculadas a las relaciones de pareja y a través de personas con quienes te contactes. A partir de fines de Junio las oportunidades se presentan con más claridad, para poder comenzar a estructurarte entre estas dos realidades, la que estás viviendo que está finalizando y la que tenés que construir hacia adelante. A partir del 28 de Junio Marte ya estará en Aries activando por cuadratura los Nodos en Géminis-Sagitario y por sextil a Saturno y Júpiter retrógrados  y a Venus directa ofreciéndote las herramientas de adecuación necesarias para establecer comunicaciones y conexiones nuevas.

GÉMINIS:

Algo se iluminó con el ingreso del Nodo Norte en tu signo y esta Luna del 22 de Mayo que inaugura la temporada de eclipses te permite hacer una exhaustiva revisión de las herramientas con las que cuentas para comenzar a organizarte activamente sobre tu parte económica. Esto incluye hacer una lectura real y concreta sobre cuál es tu objetivo pero sobre todo bajar la ansiedad e incertidumbre actual. Puedes estar comenzando a sentir la pérdida de cierto alivio que habías logrado y que los miedos te impidan pensarte desde una nueva perspectiva. Algo en la forma de generar tus recursos tuvo que cambiar en este tiempo y eso te obligó a reconvertirte sea desde lo económico o desde la forma de trabajo habitual. Es muy importante utilizar el tiempo que va de esta Luna Nueva hasta el Eclipse del 20 de Junio para programar acciones concretas y trabajo sostenido sobre la transformación que quieres lograr hacia adelante. Están conviviendo dos realidades que se entremezclan y quizás sigas actuando desde la necesidad de tener seguridades emocionales respecto a otras personas que agudicen un sentimiento fuerte de soledad. La retrogradación de Mercurio sobre tu casa 2 a partir del 17 de Junio luego de que se haya unido a Venus en tu signo, puede acrecentar esas dudas, ansiedades y miedos. Por eso es importante que hasta fines de Julio termines pendientes que tengas sean de papeles, contratos o estudios, porque a partir del ingreso de Marte en Aries el 28 de Junio, es importante para vos tomar acciones concretas sobre hacia dónde quieres dirigir tus objetivos, porque comienza un período de aceleración sobre ese área de tu vida. Estos dos últimos dos meses y el eclipse del 5 de Junio en tu signo son un pequeño entrenamiento sobre la tensión entre la necesidad de liberarte de restricciones para tu expansión y la inestabilidad que puedes sentir al dejar formas conocidas atrás.

CÁNCER:

Esta Luna Nueva en tu casa 12 abre el período de eclipses y con ellos comienza un período de negociaciones que estuvo postergado por un tiempo en el que vas a verte confrontado a que otros pongan en tela de juicio tu ideología y tus palabras y eso eso es algo a lo que no estás dispuesto. Venus y Mercurio van a estar unidos en este sector y es un buen momento para diseñar esa nueva estructura  que necesitas para sentirte más libre a futuro, pero no es tarea fácil. Una profunda revisión sobre cómo expresarte sería importante porque los malos entendidos pueden estar muy presentes. Una de las áreas a cuidar es la emocional, porque puede afectarte en tu objetividad con la que resuelves situaciones, todo el entorno en el que habitualmente te mueves puede resultarte muy agresivo y esto se exacerba con una necesidad extrema de permanecer aislado porque en el fondo estarás tomando contacto con tu regeneración personal, que en tu caso lo logras encontrando el equilibrio entre lo racional y lo sentimental y en estos momentos se hace difícil por la presencia de Saturno en este sector. Es probable que te impacientes o pierdas energía luchando contra antiguos modelos, porque tu energía está dirigida a impulsar lo nuevo, pero que aún no se manifiesta. Es como si una retención fuerte sobre el pasado te estuviese desviando tu atención y no te permita aflorar tu libertad con la que tuviste contacto en Enero y Febrero. Lo cotidiano te sumerge y agobia El eclipse del 5 de Junio puede mostrarte claramente que hay un cambio en el afuera que puedes gestionar sin involucrarte tanto emocionalmente,  y como Mercurio ya va a estar en tu signo y es ahí donde va a retrogradar a partir del 17 de Junio poco antes de que Marte ingrese en tu sector de imagen pública, rol social  y metas profesionales casi con Saturno re ingresando en tu casa de alianzas, socios y pareja, y Venus ya directa será un excelente momento saber realmente con quién cuentas para lograr la seguridad que tanto necesitas de tus colaboradores, socios y pareja y ahí si comenzar la tarea de reconstrucción de estabilidad hacia el futuro que tanto anhelas. Hasta ese momento que será en Julio Venus que está retrogradando en tu casa 12 (Géminis) te dará la oportunidad de evaluar en quién o quiénes puedes confiar. Para que tengas en cuenta es interesante que hagas un repaso de acontecimientos sucedidos en 2012, porque vuelven a retomar la escena esta vez para una resolución.

Mariana

Luna Nueva en Escorpio 7 de Mayo.

La Luna Llena en Escorpio cuando estamos transitando quizás el mayor momento de desintegración de todas las seguridades conocidas con un gran cambio y crisis económica adquiere una significatividad muy importante. Nos permite simplemente darnos la inmensa posibilidad de cambiar. y autoregularnos emocionalmente para encontrar dentro nuestro la estabilidad que necesitamos para las bases que de ahora en más queremos para lo que viene. El eje Tauro/Escorpio está relacionado con lo que soy, pero con mayor relevancia con las herramientas con las que contamos para proveernos de lo necesario para conservar la vida tanto en un sentido material como emocional. Es verdad que sin dinero ni alimento no subsistimos, pero lo más doloroso es sentirnos incapaces de conectarnos con nuestra fuerza productora. Cuando este principio se encuentra comprometido (Quirón en Aries) nos instala en una fuerte pérdida de sentido de nuestro propio valor, porque toda producción es una huella que abre la posibilidad de guiarnos hacia un universo de sentido de referencia que vincula la propia historia con un futuro posible. Tauro es el polo de la seguridad para el crecimiento y Escorpio, su opuesto, es la energía que nos permite transmutar cuando comprendemos que la vida es el eterno fluir del equilibrio entre lo que somos y generamos con lo que somos capaces de brindar y recibir de otros. Toda Luna en Escorpio nos conecta con la relación que establecemos con nuestro poder personal, con nuestro deseo, con nuestra íntima forma de conectarnos con otros. Una Luna Llena interpela porque ilumina, pone foco sobre lo que proyectamos fuera.

El contexto de esta Luna Llena en Escorpio acompaña la profundización de la gran transformación en la que estamos. El cambio de Nodos a Géminis Sagitario posibilita nuevas perspectivas y aunque esta Luna es una aproximación muy directa a nuestra emocionalidad también nos conecta principalmente con una activación concreta para reconstruirnos y sobreponemos al contacto con la pérdida. Todos hemos perdido algo en este contexto mundial, pero la pérdida es parte de la vida, el problema es cuando asociamos la pérdida con aspectos que hemos querido mantener ocultos y que en última instancia son nuestras debilidades y miedos. Ahora los tenemos que afrontar y comunicar porque lo que viene hacia adelante está fuertemente vinculado con la autenticidad y la libertad. Esa es una responsabilidad que cada uno de nosotros tiene que asumir.

Entramos en etapas de definiciones y esto requiere de evaluaciones concretas sobre lo que deseamos construir como entorno propio: Venus está a punto de retrogradar a partir del 11 de Mayo en Géminis y el Nodo Norte ingresó en este signo. El eje Tauro/Escorpio también es el eje de lo que damos y recibimos. Con Marte en Acuario en cuadratura al Sol en Tauro estamos obligados a ponernos en movimiento y a liberar nuestro potencial en la confrontación con lo que nos limita o nos juzga interna o externamente. En Escorpio la Luna no está en su mejor posición, y nos pone reactivos, porque demanda seguridad del afuera y eso es algo que ya no existe. Por eso es una excelente oportunidad para ver claramente nuestras dependencias emocionales que son las cadenas que alimentamos en busca de seguridad. Este aspecto hay que tenerlo en cuenta especialmente porque Neptuno estará en cuadratura con Venus (regente de Tauro) todo el mes de Mayo.

Donde tengamos a Escorpio en nuestra carta natal es el sector que tenemos que transformar internamente para reencontrarnos y retomar nuestro propio poder, no para sostener, preservar o someter a otros a nuestra voluntad sino para dejar atrás lo que nos enreda en la vida porque esa es la única forma de florecer.

Es el momento de liberarse del código de escasez para lograr la fusión de la pulsión de vida y no de muerte. El cambio de Nodos influye en esta lunación: Mercurio está en Tauro junto al Sol y Urano, y Plutón retrógado con Júpiter y Saturno ambos estacionarios, y esto va a permitirnos energía de expansión interna. La sensación de desarraigo se manifiesta cuando nos alejamos de nuestra naturaleza y es tiempo de volver a ella. Conectémonos con lo que nos de placer sin pensar que la solución se encuentra fuera de nosotros. Con los Nodos Cáncer/Capricornio aprendimos a poner sanos límites para construir lo propio, ahora debemos darle oportunidad de que se manifieste.

Sé que no es fácil abordar el eje Tauro/Escorpio cuando muchas personas están sintiendo la crisis económica en carne propia, pero lo que viene es un aprendizaje muy fuerte sobre cómo administramos nuestro potencial desde una nueva estructura que tenemos que construir.

Guía para cada signo para esta Luna Llena: En YouTube : https://www.youtube.com/watch?v=ebiQzzQ2XR4&t=25s

Mariana

Venus Retrógrada en Géminis. Tiempo de hablar de las relaciones y el amor.

A Venus se la asocia con el amor, pero en realidad va más allá del amor idealizado en abstracto. Representa la belleza que resulta de la armonía de la conexión entre lo que deseamos, lo que hacemos y lo decimos y pensamos. No existe armonía si no tenemos claridad para valorarnos y valorar lo distinto. Esta es la magia de las relaciones, poder desprenderse del narcisismo de valorar desde uno mismo y no desde el otro. De querer que el otro sea lo que deseamos. La química de toda relación está en el permitirse mostrarse mutuamente para elegirse.

Este año Venus y Marte los signos de la energía femenina y masculina estarán retrógrados, Venus en Géminis y Marte en Aries. Pero es Venus la que va abriendo el camino. Es la que primero llegó a Géminis signo en el que ingresará el Nodo Norte y esta es la energía que va a marcar el mood donde podremos encontrar armonía. Es la apertura a la posibilidad de las relaciones para que sean posibles desde lo simple de elegirse sabiéndonos individualidades que estamos atravesando procesos de cambio. La comunicación fluida y rica en la posibilidad de intercambio de ideas es la que puede generar auténtica cercanía y confianza. No es tiempo de grandes dramas emocionales, ni de luchas por validarse personalmente a través de una razón unilateral que al fin y al cabo termina en silencios y resentimientos. La energía de aire (Géminis) es liviana y esto no hay que confundirlo con falta de compromiso. El compromiso está entendido si no, no existiría la posibilidad de comunicación. El compromiso se basa en la libertad de no tener que estar ratificándolo constantemente.

¿Qué trae esta Venus retrógrada que vuelve a reposar en Géminis luego de 8 años? La última vez que Venus retrogradó en Géminis fue en 2012 y en ese momento los Nodos se ubicaban inversos a los que tendremos este año. El Nodo Norte estaba en Sagitario y el Nodo Sur en Géminis y Urano en Aries. Las relaciones respondían a esa época de individualismo extremo, en que cada uno se relacionaba desde el sostenimiento de la independencia como principio de regulación. 2012 es el año en que Tinder es lanzado al mercado de las relaciones. La virtualidad y la instantaneidad coparon el amor, los vínculos y lo cotidiano.

Este año de la retrogradación de Venus en Géminis es un retorno a lo cercano. Vamos a estar valorando y evaluando nuestro propio concepto de cercanía para anexar a otro u otros. La valoración de la posibilidad de cualquier tipo de relación necesitará bases sólidas en la permanencia de la estabilidad emocional y no desde la subsistencia. Venus y Mercurio van a estar actuando juntos hasta el 12 de Mayo sobre esas alianza que pueden ser perdurables o no. Desde el 9 de Abril Venus ya está en período de sombra cuando tocó el grado 5 de Géminis con los Nodos aún con toda la intensidad en Cáncer-Capricornio, Esto nos acerca a lo que sentimos, pero puede confundirnos con la necesidad de sentir refugio y reparo. A ese grado 5 de Géminis va a volver el 24 de Junio para iniciar un camino seguro ya sobre esta nueva energía en la que estaremos vibrando que es la que marcan los Nodo Géminis-Sagitario: el resurgir de lo absoluto en la simplicidad de lo que podemos compartir. Volver a confiar en no es sencillo pero es necesario porque la vida se desarrolla plenamente en la creación de un espacio y un sentir común y auténtico.

Hay algo muy importante a tener en cuenta y es la cuadratura que estarán formando Venus con Neptuno en PIscis hasta el 30 de Junio. Esta cuadratura responde a un chequeo y ajuste sobre lo que se planteo con la Luna Nueva en Acuario del 24 de Enero en que Venus se unió a Neptuno en Piscis. Esa Luna ya marcaba el redireccionamiento sobre lo que se está planteando en este momento y ahora ya no lo podemos evadir, pero tampoco tomar decisiones apresuradas, porque estamos emocionalmente muy vulnerables conectándonos con nuestra propia soledad y en un proceso de re encuentro con nuestras necesidades más constitutivas, (el nodo norte está casi en el grado 1 de Cáncer), pero que aún no está tan clara la aceptación necesaria para construir desde la libre elección y no desde la necesidad.

Tratemos de encauzar la energía de la cuadratura de Venus con Neptuno en lo creativo de nuestra propia vida para evitar caer en imágenes redentoras que nos rescaten del vacío emocional de la crisis e incertidumbre en la que estamos viviendo. El 13 de Mayo Venus cambia su curso a retrógrada con el cuarto Menguante de Luna en Acuario. Y volvemos a la Luna Nueva del 24 de Enero a replantearnos en qué consiste la libertad y cómo se construye con otros. Porque sólo será perdurable lo que podamos construir si sabemos preservar los sanos límites en las relaciones desde la igualdad en la diferencia. Un delicado equilibrio que estamos aprendiendo. Las ilusiones caen ya sea porque son imposibles, porque son sostenes o porque finalizan en dependencias nocivas.

Hacia el 3 de Junio cuando el Sol en su camino se una a Venus y formen cuadratura con Marte en Piscis vamos a tomar conciencia interna sobre qué tipo de relación estamos construyendo, porque a partir del momento en que Venus retro se une con el Sol, el Sol la conciencia de lo que somos, comienza a transitar delante de Venus, el deseo. Ahí podremos comunicar y mostrar lo que es nuestra esencia y estar dispuestos a derribar los dogmas que no nos permiten acercarnos a nuestro verdadero deseo. Pero esta ya será tarea del eclipse de Luna del 5 de Junio en Sagitario y el del 21 de Junio de Sol en Géminis el día de Solsticio de Invierno-Verano, que irán alineando y que darán tiempo para un inicio a todo este proceso que estaremos evaluando en épocas de Venus retrógrado. Aunque falte aún el último eclipse de Luna en Capricornio que cierra esta temporada Cáncer Capricornio el 5 de Julio con una Venus en sextil a Marte en Aries lista para liberarse. Aunque el cómo se implemente será cuestión de cómo administremos la energía de Marte retrógrado a partir de septiembre y esa es una tarea que estamos abordando ahora con Marte en Acuario. Energía dirigida hacia lo que viene.

La energía Femenina y Masculina estarán en revisión de roles y deseos, para finalmente en Enero 2021 llegar a la posibilidad de complementarse mutuamente.

Espero que sea de ayuda y guía este pequeño anticipo de Venus en su retrogradación.

Mariana