Júpiter en Escorpio y la justicia.

Las configuraciones planetarias no solo influyen a nivel personal, sino que afectan o posibilitan acciones y acontecimientos sociales y por ende políticos. Si bien Júpiter en Escorpio nos enfrenta con lo más intenso e interno de nuestra constitución psíquica también, incrementa la dinámica del ejercicio indiscriminado del poder, cuando se encuentra en estadíos de, lo que podríamos denominar, baja vibración o el intento de mostrar los finos hilos que se tejen y se tienden por debajo del poder. Sin dudas Escorpio es el ámbito de la carta natal en el cual los temas y relaciones de poder se manifiestan con toda su fuerza.

Cuando Júpiter, planeta que se asocia tanto con la justicia como con el engrandecimiento (todo tiene dos caras y dos lecturas) se encuentra junto a Mercurio en Escorpio, busca esclarecer lo que está está oculto y generar as Cristina de justicia sobre ellos. Pero como todo tiene dos caras, dos lecturas y dos niveles de elevación conceptual (alto y bajo) puede generar actos de sobredimensionalidad del poder. Los actos grandilocuentes y sin mesura son propios de un Júpiter que se vanagloria de su poderío, y sobre todo si se encuentra en el signo que se lo asocia con los manejos de poder y de lo oculto. Manipulaciones a nivel personal, económico y judicial serán frecuentes en esta época. Habrá que esperar a mediados de diciembre, cuando con el ingreso de Saturno a Capricornio,, solo será posible que subsista lo que debe ser y lo que es real, concreto y resultado de un trabajo y esfuerzo real y continuo por la verdad. Las transformaciones y los actos de justicia que permanezcan serán aquellos que sean correctos y que se atengan a una ley que no esté basada en los bajos dominios del poder engrandecido y oportunista. sino a aquellos que deban ser, en todos los sentidos y para todos.

Mantengamos los preceptos que nos constituyen, tanto en lo personal como en lo institucional, no desde un discurso conservador sino como la única base moral en la cual podemos sostenernos. Los principios éticos no son negociables y está es una de las lecturas cuando se encuentra Júpiter en Escorpio y Saturno a punto de ingresar en Capricornio. Mercurio entra en Sagitario el  6 de noviembre, (ámbito de la justicia y de los fundamentos de la vida) para estar allí hasta mediados de Enero; no hay mucho espacio para grandilocuencias. La búsqueda de la verdad deberá ser basada en principios éticos y no por manejos subrepticios.

Llevemos nuestras vidas adelante desde las reales y más sublimes convicciones. Tuvimos todo un año para indagar sobre ello y este año que inicia será el momento de ponerlas en práctica para nuestro desarrollo interno y para la manifestación de nuestro ser en su plenitud. No será fácil, pero es el camino.

Mariana

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s